domingo, 8 de marzo de 2015

Un problema laboral


Leemos en Russia Today:


Título: ¿Por qué renuncian en masa los operadores de drones de EE.UU.?

Texto: La guerra protagonizada por los drones que Estados Unidos desplegó en Oriente Medio y África ha entrado en una crisis, puesto que los operadores de los aviones no tripulados están renunciando masivamente.

Actualmente unos 1.000 operadores de drones están trabajando para la Fuerza Aérea de EE.UU., y 180 anualmente finalizan un programa de entrenamiento en dos bases aéreas.

Según el portal 'Salon', unos 240 pilotos entrenados renunciaron durante los últimos 12 meses, algo extremadamente preocupante para la Fuerza Aérea de EE.UU. Aunque esta rama militar lo atribuye simplemente al sobrecargo laboral.

Mientras tanto, los propios operadores citan entre las razones de su renuncia la humillante actitud hacia ellos por parte de los pilotos de aviones tripulados, así como los horrores de la guerra que tienen que avistar a diario en sus pantallas, una versión distanciada del trastorno de estrés postraumático.

"¿Cuántas mujeres y niños habéis visto incinerados por un misil Hellfire? ¿Cuántos hombres habéis visto arrastrarse sin piernas cruzando un campo hacia un recinto cercano para pedir ayuda?", dijo Heather Linebaugh, exanalista de imágenes facilitadas por drones, a 'The Guardian'.

"Cuando uno tiene que verlo reiteradamente, esto pasa a ser como un breve video implantado dentro de tu cabeza, siempre repetido y causando dolor y sufrimiento psicológico que mucha gente es mejor que no experimente", agregó.

"Me sentí un cobarde por estar en otra parte del mundo sin que el hombre lo supiera. Me sentí perseguido por una legión de muertos", relató a la emisora KNPR Brandon Bryant, un exoperador de drones.


Psicólogos militares, quienes investigaron el fenómeno, encontraron en la mitad de los casos un "alto estrés operacional", y diagnosticaron depresión o estrés severo que afecta a la vida personal, según un informe emitido en 2011.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada