miércoles, 1 de julio de 2015

Tentaciones turcas

Mapa del norte de Siria indicando las áreas con mayor densidad de kurdos

Son numerosas las voces que comienzan a elevarse en torno a la posible invasión del norte de Siria por parte de Turquía. El temor del actual gobierno turco es que se establezca un enclave kurdo en el norte de Siria. Podrían haber evitado, entonces, todo contacto con los terroristas islámicos que desde hace cuatro años vienen jodiendo malamente a los sirios, en especial a su población kurda. Pero no, claro, eso sería lo lógico, lo racional, no lo que realmente ocurre. Leemos en el sitio web en español de Al Manar:


Título: Ejército turco rechaza órdenes de Erdogan para invadir norte de Siria

Texto: La guerra contra Siria no sería posible sin la enorme implicación de Turquía al lado de los grupos terroristas que luchan contra el gobierno sirio. Los ataques de los militantes del EI, probablemente a través de Turquía, provocaron una masacre de 200 víctimas civiles en la ciudad de Kobane. Se trató de un ataque terrorista de mucha mayor amplitud que el ocurrido en Susa, Túnez, pero no recibió la misma publicidad en los medios occidentales, que no se refirieron en ningún caso al papel de Turquía en el apoyo a estos terroristas.

El éxito de las Unidades de Autoprotección del Pueblo Kurdo contra el EI, gracias en buena medida al apoyo aéreo de EEUU, ha alarmado, en este sentido, a Ankara, que considera a los combatientes kurdos como una “amenaza estratégica” para Turquía. Los kurdos tienen ya una región autónoma en Iraq y podrían buscar crear otra del mismo tipo en Siria, lo cual podría, a su vez, fortalecer al movimiento kurdo que lucha por la independencia de Turquía.

“Me dirijo al mundo entero. No permitiremos nunca que se forme un estado kurdo en el norte de Siria, al sur de nuestra frontera”, dijo Erdogan durante un encuentro organizado por la Media Luna Roja turca en Estambul el 26 de Junio. “Vamos a proseguir nuestra lucha, sea cual sea el precio. Ellos intentan modificar el equilibrio demográfico de la región y no lo toleraremos”, afirmó.

Sin embargo, la situación económica no hace más que empeorar en Turquía y Erdogan y su partido, el AKP, han perdido la mayoría absoluta en las últimas elecciones. Sin embargo, quieren evitar un gobierno de coalición y es por ello que Erdogan busca convocar nuevas elecciones en la esperanza de recuperar dicha mayoría, lo cual parece bastante inseguro. En este sentido, un conflicto externo podría servir como distracción nacionalista para intentar incrementar el voto del AKP en unos posibles comicios anticipados.

En búsqueda de esta crisis, Erdogan ha ordenado el envío del Ejército turco para impedir a los kurdos de Siria avanzar más en territorio del EI y proteger las líneas de abastecimiento de este último que discurren desde los territorios que ocupa en Siria hacia Turquía.

Sin embargo, el Ejército turco no quiere hacer la guerra de Erdogan. 

“El gobierno turco quiere que el Ejército turco apoye más activamente al Ejército Sirio Libre contra las fuerzas del gobierno de Damasco y las fuerzas kurdas en el territorio sirio, pero el Ejército es reticente a ello y busca ganar tiempo beneficiándose, de hecho, de un posible gobierno de coalición, que está tratando de constituirse”, explicaron fuentes oficiales a Hurriyet Daily News.

El jefe del Estado Mayor, general Necdet Ozel, rechazó la orden del gobierno refugiándose detrás del Derecho Internacional y la geopolítica y hablando de la dificultad de prever las reacciones del régimen de Bashar al Assad en Siria y de sus apoyos ruso e iraní, así como de EEUU.

De este modo, el Ejército turco ha bloqueado la decisión de Erdogan de enviar al menos una división a Siria y exige las órdenes escritas de un nuevo gobierno que no ha sido formado aún. Cabe tener en cuenta aquí la negativa de los partidos turcos de oposición a una intervención militar en Siria. Este escenario retrasará una posible acción turca en Siria hasta el otoño, si es que es lanzada.

Diversas fuentes señalan que el Ejército turco está respaldado por EEUU en su negativa. 

Sin embargo, algunos analistas han denunciado que Erdogan busca otros medios para crear una situación de urgencia, como un supuesto reciente ataque del PKK en Turquía, que podría ser utilizado para obligar al Ejército a una “acción inmediata”. El MIT, el servicio de inteligencia turco, está en manos de Erdogan y es experto en este tipo de provocaciones y atentados de “falsa bandera”. ¿Sería un falso ataque del PKK la excusa de la que Erdogan tiene necesidad?


***


Título: Líder opositor turco advierte a Erdogan en contra de intervenir en Siria

Texto: El principal partido de la oposición de Turquía ha advertido en contra de una intervención militar en Siria y afirmó que esta última supondría un desastre para Turquía.

En declaraciones recogidas por medios turcos el martes, el líder del Partido Popular Republicano (CHP), Kemal Kilicdaroglu, atacó al presidente, Recep Tayyip Erdogan, diciendo que Turquía no debería ser un “juguete” para sus ambiciones.

“Yo les advierto (a los responsables del gobierno) que no arrastren a Turquía a esta aventura. Ella tendría un alto coste”, dijo Kilidaroglu el lunes al diario Hürriyet.

El líder opositor turco dijo que serían los ciudadanos turcos ordinarios, y no los políticos,  los que pagarían las consecuencias de una eventual operación militar en Siria.

Los periódicos turcos han publicado informes de que Erdogan está considerando una intervención militar en el noreste de Siria para impedir que las milicias kurdas obtengan más éxitos en sus avances contra el EI y también para implicar más al Ejército turco en la ayuda a los grupos terroristas que luchan contra el gobierno del presidente Bashar al Assad.

“Incluso antes de que un gobierno haya sido creado, los tambores de la guerra están siendo hechos sonar debido a intereses políticos concretos. La guerra no es un juego de niños ni una forma de mejorar la propia imagen”; dijo  Kilicdaroglu.

“Un buen político sabe que el alimentar el caos y la guerra traerán un desastre para Turquía. Este país no es un juguete para tu ambición”, dijo refiriéndose a Erdogan.


***

Título: Putin advierte en contra de una intervención extranjera en Siria

Texto: Los preparativos del régimen de Recep Tayyip Erdogan en Turquía y del rey Abdulá II de Jordania para intervenir en Siria con el fin de crear ilegalmente zonas colchón han generado una respuesta del presidente ruso, Vladimir Putin, que mostró su apoyo al gobierno sirio y al presidente Bashar al Assad durante un encuentro con Walid Muallim en el Kremlin en presidencia del ministro de Exteriores ruso, Serguei Lavrov.

Putin reiteró que su política de “apoyar a Siria, el liderazgo sirio y el pueblo sirio no ha cambiado”.

El presidente ruso ha advertido repetidamente a los gobiernos occidentales en contra de una intervención en el conflicto sirio o de cualquier intento de derrocar al presidente Bashar al Assad, señalando que si tropas extranjeras entran en Siria, Moscú respondería.

Rusia no ha especificado que acción sería contemplada, pero tiene varias opciones. Los rusos mantienen fuerzas navales y de marines en el Mar Mediterráneo y el Mar Negro, capaces de llegar a Siria en un breve espacio de tiempo. Las bases aéreas en el sur de Rusia están también muy cerca y pueden enviar aviones en el caso de cualquier tipo de declaración de zona de exclusión aérea en Siria.

Según el sitio israelí debka.com, una posible intervención militar turca o jordana en Siria fue el tema dominante en la conversación telefónica habida entre Putin y el presidente norteamericano, Barack Obama, el 26 de Junio. Los comunicados de Moscú y Washington hablaron de una “situación peligrosa” en Siria.

Durante su reunión con Muallim, Putin y Lavrov prometieron mantener la ayuda militar y económica a Siria a un nivel suficiente para lograr la futura derrota de los grupos terroristas en ese país.



No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada