martes, 21 de junio de 2016

Siria: la otra Guerra Sucia


Hará dos años reprodujimos esta imagen en uno de nuestros tantos posts sobre la situación en Siria, país donde se juega el destino de la Humanidad desde 2011. Un padre sostiene, en cuclillas, a un hijo destrozado por la "guerra" "civil" "siria". Se adivina el dolor, el llanto, la desesperación de un hombre que ya no tiene palabras para expresar nada. Ojos cerrados sobre un cuerpo sin vida. 

Salvo por un detalle.

La foto es de mentira. Es trucha. Ni el "padre" llora ni el "hijo" es hijo o sangra o está muerto. Es un puto truco, una salvajada más de los servicios de inteligencia y sus instrumentos comerciales en las guerras de información del Siglo XXI. Así lo afirma un post de hoy del sitio web Moon of Alabama:

http://www.moonofalabama.org/2016/06/gallery-dramatic-rescue-man-with-kid-runs-towards-camera-43-staged-pictures.html#more

Con cosas así se hacen las guerras híbridas, chicos. Astroboy en Multiverso pide disculpas a sus lectores por este error. Por ser el involuntario instrumento de estos hijos de un vagón de putas profesionales de la Guerra Híbrida.

En algunas regiones del globo, hasta un 40% del público se nutre de las redes sociales para obtener información o noticias. Esto no es casual: en la medida en que los medios corporativos, corrompidos hasta la médula, se transforman paulatinamente en herramientas comerciales o en instrumentos de operaciones políticas, las redes sociales se extienden como alternativa válida para cosas tan elementales como enterarse de lo que está pasando. Porque una cosa es segura: lo trascendente ya no se escribe en los diarios, ni se comenta en la tele ni en las radios. Estamos solos, chicos, ciegos en medio de la oscuridad de los medios.

Posiblemente se nos han escapado muchas otras imágenes (nuestro blog superó hace poco los 1.500 posts). Habrá que estar más atentos. No sabemos si nos van a joder de nuevo, pero prometemos estar más atentos.

Nuevamente, disculpas. Cordiales saludos,

Astroboy 







No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada